A juicio del CERMI, se trata de una ley muy positiva para la inclusión de las personas con discapacida y sus familias.