La Diputació de València introducirá en el pleno del próximo mes de noviembre un compromiso de contratación pública que incorporará criterios éticos, medioambientales y sociales en la licitación y ejecución de contratos. Se trata de una apuesta del equipo del presidente, Jorge Rodríguez, por una contratación responsable.